Toallas femeninas de tela

El uso de toallas femeninas es casi obligado para todas las mujeres cuando se encuentran en su periodo menstrual. Una mujer, a lo largo de su vida fértil, que es de los 15 a los 44 años, esto según la Organización Mundial de la Salud (OMS),  utiliza alrededor de 15,000 toallas o tampones desechables. En total, en México, son 5,750,000,000 los productos femeninos que se desechan anualmente.

Sus diseños son llamativos, de diversos tamaños y colores. “Se sienten como ropa interior” describió Lorenza. “No irritan o pican como las toallas desechables. Son cómodas en climas calurosos porque no provocan sudoración. Además, no generan el característico mal olor de las toallas desechables”, detalló.

Las toallas están elaboradas con tela biodegradable, mientras que en su interior se componen de fibras absorbentes de algodón. También cuentan con una capa impermeable de materiales sintéticos, esto para evitar el escurrimiento del flujo; un broche de acero inoxidable es el que permite sellar las alas de cada toalla para mayor seguridad.

El uso y el mantenimiento de estos productos  no son complejos. Los tamaños de estas toallas de tela son idénticos a las toallas desechables. Las mujeres tienen la oportunidad de elegir el tamaño que mejor consideren para el flujo de su ciclo menstrual.

Cuando se requiera hacer cambio de toalla, y se esté fuera de casa, la empresa recomienda en su sitio web, cargar una bolsa plástico hermética para guardar la toalla de tela usada.

Para mantenerlas limpias loque se tiene que hacer es rociarla con un desmanchador  de telas que no contenga cloro u algún otro producto parecido. Después, se deberá prelavar cada pieza con agua fría, misma que se tendrá que dejar remojar en un recipiente con agua y jabón.

Fuente: tecreview.tec.mx

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: