Perimenopausia

La perimenopausia significa «alrededor de la menopausia» y se refiere al tiempo durante el cual el cuerpo produce la natural transición a la menopausia marca el final de los años reproductivos. La perimenopausia también se llama la transición menopáusica.

Las mujeres desde la perimenopausia diferentes edades. Usted puede notar signos de progresión hacia la menopausia, tales como irregularidad menstrual, en algún momento en su 40s. Pero algunas mujeres notan cambios tan pronto como mediados de los 30 años.

Durante toda la transición a la menopausia se producen en tu cuerpo algunos cambios sutiles e, incluso, otros no tan sutiles. Podrías tener lo siguiente:

  • Períodos menstruales irregulares Dado que la ovulación se vuelve más impredecible, el tiempo que transcurra entre un período y otro podría ser más largo o más corto. Además, el flujo puede ser liviano o abundante, y es posible que algunas veces no tengas el período menstrual.
  • Sofocos y problemas para dormir. Los sofocos son comunes durante la perimenopausia. Su intensidad, duración y frecuencia suelen variar.
  • Cambios de humor Durante la perimenopausia puedes experimentar cambios en el estado de ánimo, irritabilidad o mayor riesgo de depresión. La causa de estos síntomas podría radicar en las alteraciones asociadas con los sofocos.
  • Problemas vaginales y de la vejiga. Cuando los niveles de estrógenos disminuyen, los tejidos vaginales pueden perder lubricación y elasticidad, lo cual hace que las relaciones sexuales resulten dolorosas.
  • Disminución de la fecundidad. A medida que la ovulación se vuelve irregular, disminuye tu capacidad para concebir. Sin embargo, en tanto y en cuanto tengas períodos menstruales, aún es posible concebir. 
  • Pérdida ósea. Con la disminución de los niveles de estrógenos, comienzas a perder hueso con mayor rapidez de la que lo reemplazas, lo que aumenta el riesgo de sufrir osteoporosis .
  • Cambios en los niveles de colesterol. La disminución de los niveles de estrógenos puede generar cambios desfavorables en los niveles de colesterol en sangre. Uno de estos cambios puede ser el aumento del colesterol en lipoproteínas de baja densidad (LDL, el colesterol «malo»), que contribuye a aumentar el riesgo de desarrollar una enfermedad del corazón.

Fuente: MayoClinic

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: